lunes, 11 de abril de 2016

Primavera


Por fin pasó el invierno y el tiempo de los constipados y las gripes. La primavera nos trae más horas de luz y se nota en el jardín. Hoy quiero enseñaros algunas fotografías de las plantas de casa, algunas ya con flores y otras casi a punto. El rosal banksiae  es el más madrugador y ya se está llenando de pequeñas rositas amarillas. 



Los ciruelos también comienzan a florecer, de momento solo hay alguna flor abierta en algunas ramas, pero está lleno de botones florales y con unos cuantos días más se cubrirán de color blanco. Después llegarán las hojas.



Los geranios de estas jardineras son los más agradecidos, tienen una orientación soleada y con el nuestro clima suelen estar todo el año en flor. Ahora, en primavera, florecen mucho más y son un espectáculo de color. La única pega es que llegará la mariposa del geranio, esa plaga que tanto los castiga, y habrá que estar pendiente de ella para que no acabe con las plantas.


Los osteospermum también florecen al principio de la primavera. Cuando hice la foto no les daba ya el sol, por eso la flores están medio cerradas.



Y el césped comienza a crecer y pronto habrá que sacar el cortacésped. Tenerlo bonito requiere mucha dedicación, pero compensa con el frescor que da en verano.



La higuera se está haciendo grande, es un árbol todavía joven pero ya nos ha dado alguna cosecha. Mirad que hojas tan grandes y lustrosas tiene ya.




Los rosales son mi debilidad, tengo bastantes y como reciben muchas horas de sol florecen mucho y no tienen muchas enfermedades. Estoy deseando volver a verlos llenos de rosas y cortar algunas para poner ramos dentro de casa.

Espero que os haya gustado este breve paseo por mi jardín y os deseo una feliz primavera.

domingo, 13 de marzo de 2016

Tiempo de gripes

Hola a todos de nuevo... Este invierno, al menos aquí en tierras mediterráneas está siendo muy... templado digamos. Hay que reconocer que no está haciendo el frío que hemos pasado otros inviernos,  apenas hemos tenido que encender la calefacción, los niños no han llegado a utilizar los chaquetones gruesos... con estas temperaturas y ya en marzo, os tengo que decir que no nos habíamos constipado apenas, pero ha sido llegar este mes y una oleada de gripe ha entrado en mi casa, y parece no querer irse. Los virus van pasando de uno a otro miembro de la familia y aunque abro puertas y ventanas para invitarles a marchar, parece que en casa están bien a gusto.
En fin, para qué lamentarnos si hagamos lo que hagamos las gripes tienen su proceso y no hay más que pasarlo, día tras día... Aquí tenemos la suerte de pasarlos en buena compañía


Así que en nuestro empeño por pasar estos días de gripe lo mejor posible, lo único que podemos hacer es dejar pasar el tiempo haciendo cada uno lo que más nos gusta


A Elena le gustan los puzzles, le gustaban cuando era más pequeña y ahora ha vuelto a descubrir este hobby. Este puzzle que os enseño es de cuando tenía cuatro años. Lo compramos en Valencia en el Bioparc, y ella lo hacía y lo deshacía, lo volvía a hacer y lo volvía a deshacer así una y otra vez, una y otra vez... Luego se quedó guardado en un armario del salón al que se le rompió la cerradura y estuvo así unos años, pues era un armario que no tenía nada muy necesario, por lo que no nos preocupamos en abrirlo. Pero un día nos decidimos a arreglar esa cerradura, y cuando salió el puzzle de los animales y Elena lo reencontró, no os podéis imaginar qué alegría... supongo que tuvo algo así parecido a una regresión a la infancia más tierna jajaja.

Jr aunque esté enfermo no deja de jugar un momento con videojuegos y juegos de móvil, lo suyo es obsesión, le gustan todos. Ahora creo que juega a uno de fútbol, no sé....


Juan, como de costumbre, escribiendo...


Y yo, también como de costumbre, a lo mío. Estoy terminando este chal en tonos rosas precioso. Estoy deseando enseñároslo, a ver si lo termino prontito...


Así que con mucha paciencia y buenos alimentos, espero que estos días de enfermedad pasen rápido y se lleven las fiebres, las toses, los mocos...


Y vosotros ¿cómo estáis pasando este invierno?

sábado, 12 de marzo de 2016

Amigo imvisible Alicante Knits

¡Hola! No sé si os había contado que en Alicante, donde vivo, hay un grupo de personas que nos reunimos cada dos sábados a tejer en una cafetería muy particular que se llama La Puça, cerca del Mercado Central. El grupo se llama Alicante Knits. Si pincháis sobre su nombre, podréis acceder a su blog. Yo me uno al grupo siempre que puedo, ya que la compañía, la conversación y la merienda son estupendos. Además entre los compañeros tejedores los hay que son auténticos artistas y expertos del tejer y del coser, y siempre que voy vuelvo a casa habiendo aprendido algo nuevo o al menos, habiendo disfrutado de la visión de las prendas o muñecos que tejen mis compis.
Desde hace un par de años participo con ellos en el Amigo Invisible que hacemos en febrero. El regalo a hacer consiste en: algo tejido por nosotros mismos, y otro regalo a elegir entre: otra manualidad hecha por nosotros con otros materiales diferentes a las lanas, algo cocinado por nosotros, o bien algo comprado pero de un precio económico.
Para entregarnos los regalos este año organizamos un picnic en el parque El Palmeral. Cada uno llevó algo para el almuerzo y pasamos una mañana estupenda, ya que el tiempo acompañó para ello. El parque del Palmeral es una maravilla, está repleto de vegetación y gran cantidad de palmeras, justo a dos pasos del mar, mirad qué vistas.


Al lado de la entrada hay un merendero con mesas en las que nos sentamos, cada uno con lo que había llevado.




Y cuando ya estábamos todos nos intercambiamos los regalos, mirad qué bonitos. No pude sacar fotos de todos ellos, os muestro algunos de ellos. Hubo un amigurumi de Zelda


Un bolso cosido a mano y decorado con un mandala de colores


Un pulpo cosido a mano y muuuuuchas chuches


Un sujetagafas de Yoda



Bombones artesanos


y una funda de cojín junto con esta bonita caja metálica a la que ya le he encontrado función guardando los ovillos de lana pequeños que van quedando al final de las labores. Son preciosos los dos ¡Gracias Pilar!


 Yo preparé en casa mis regalos,


Mis regalos fueron un cuello de lana, mirad qué bonita textura después de tejerlo en punto de arroz


y una libreta que encuadernó Juan en su pequeño telar, a la medida de un granny que yo tejí


¿os gusta? A Vicky le gustó mucho


Hubo más regalos, pero por alguna razón no tomé fotografías de todos. En el blog de Alicante Knits podéis ver el resto de los regalos, a ver si os gustan. Los que estéis por aquí cerca y compartáis con nosotros esta afición podéis acercaros a tejer un rato con nosotras, seguro que pasaremos un buen rato.

martes, 16 de febrero de 2016

Manta de ganchillo sencilla multicolor

Bien, es momento de ponernos manos a la obra con una labor larga de las que me gustan a mí, y para ello he decidido retomar la manta que tengo comenzada desde... yo creo que desde el invierno pasado. Ya os enseñé una foto hace poco...



Se trata de un patrón muy sencillo. Para realizarla he aprovechado unos ovillos de lana que compré para aprender a tejer flores de ganchillo hace muchísimo tiempo y que tenía guardados en un cajón, ¿os gustan los colores? 


Son todos colores alegres y bien bonitos, que combinados entre sí le dan a la manta un toque vintage. Esta es la muestra que hice para ver cómo combinaban, y sí, creo que consigue el efecto que me proponía, va a resultar una manta llena de colorido, fácil y rápida de tejer. 


Quisiera terminarla este invierno, porque aunque el frío ha tardado en llegar aquí en tierras mediterráneas, ya se está notando y siempre es agradable taparse en el sillón con una mantilla de lana tejida con cariño. 

¿Qué os parece? ¿os animáis a tejerla conmigo? Si os apetece a poneros manos a la obra, os cuento, yo tengo preparados doce ovillos de colores diferentes como veis en la foto. Se trata de lana Fama de Katia en los colores siguientes (si no me equivoco, ya que como os cuento tengo esta lana desde hace tiempo y sin la etiqueta, digamos que de cuando empezaba a tejer y no estaba muy organizada):

naranja 160
rosa 7203
rosa 161
rojo 810
celeste 606
turquesa intenso 592
turquesa 842
marrón 620
verde 587
azul 597
rosa 595
lila 585

Por supuesto, podéis elegir vuestro propio colorido.

Para comenzar hay que tejer una larga cadeneta de 226 puntos + 3 cadenetas que serán el primer punto alto, y tejer un punto alto en cada cadeneta hasta el final de la misma, en total quedarían 227 puntos altos.

Cuando llegamos al final, damos la vuelta a la labor y un punto alto en cada uno de los huecos que hay entre las cadenetas de la vuelta anterior, es decir, no tejemos sobre los puntos altos de la vuelta anterior, sino entre ellos, como podéis ver en la foto que os muestro arriba. 

Cuando llegamos al final de la vuelta, en el último hueco, tejemos dos puntos altos, de forma que siempre conservemos el mismo número de puntos en cada vuelta. 

Y así, continuamos tejiendo, cambiando de color en cada pasada. Si os ponéis a ello, os daréis cuenta de que se teje rapidísimo. Me queda por decidir si voy a ir repitiendo el patrón de colores o si los voy a ir mezclando para que no se repita la secuencia... ya os contaré qué decido conforme avance...

Bien, pues si os animáis, podéis dejar aquí vuestros comentarios, o bien, como de costumbre en el grupo de Facebook, y ya me vais contando cómo os va. 

lunes, 15 de febrero de 2016

Cuello de lana calentito

Hola de nuevo, ¿recordáis que hace poco os hablaba de este kit? me lo regaló mi amigo invisible de la familia las pasadas navidades


Bien, pues ¡al fin está acabado!

El kit consiste en dos ovillos de esta bonita lana y un ganchillo del numero 9 y, evidentemente, las instrucciones.


Una vez tejido todo el largo recomendado, el truco consiste en darle media vuelta y coser.


Y ¡tachan! mirad qué bonito...


 La lana es súper suave, y los colores tan bonitos...


Es bonito ¿verdad? También tiene dueño ya, pero el destinatario aún no lo sabe, así que no os puedo contar nada, ya os contaré...

domingo, 14 de febrero de 2016

San Valentín

Nosotros no somos muy de celebrar San Valentín, como tantas personas pensamos que es una maniobra de marketing para hacernos gastar dinero y demás... Pero de un tiempo a esta parte, viendo lo rápido que pasan los años, hemos llegado a la conclusión de que hay que aprovechar cualquier excusa para celebrar lo que sea, y qué cosa hay más importante para celebrar que el amor, ¿no os parece?
¿que cuál ha sido mi regalo? pues para una amante del ganchillo con lana no podía ser otro que este libro taaaaan precioso


¿a que os gusta? el libro no he podido verlo demasiado todavía pero tiene una pinta estupenda, seguro que me viene fenomenal para los bordes de mis mantitas.
Desde nuestro taller os deseamos un feliz día a todos y que el amor no os falte en alguna de sus formas. 

En proceso...

Hola a todos. Hoy vengo a enseñaros algunas cosas que he hecho, y los trabajos que tengo ahora mismo en proceso. Tengo que reconocer que soy una tejedora un poco diferente al resto, pues no me gusta comenzar un proyecto tras otro; más bien me gusta tejer lo que esté haciendo desde el principio hasta el final de tirón, sin dejar cosas a medio hacer, pero justo en este momento me ha pasado lo contrario y no sé ni como...
Durante el final del año y las vacaciones de Navidad, me he dedicado a aprender a tejer calcetines. Era una de mis asignaturas pendientes, pues hacía años y años que quería hacerlo pero no me ponía a ello. Un día en internet, encontré una página que hacía talleres on line y me apunté a uno de ellos. Lo tuve que dejar porque mi cabeza no era capaz de comprender cómo se hacían, pero este otoño me dije a mí misma: "y si hay gente que teje calcetines, ¿por qué yo no voy a ser capaz de hacerlo?" y con muuuucha voluntad me puse a ello, haciendo y deshaciendo, haciendo y deshaciendo hasta el el primer calcetín salió de mis agujas




¿Qué os parece? ¿os gustan mis primeros calcetines?


Después de estos, llegaron los segundos calcetines, estos para mí, con lana de Aldi especial para calcetines que tenía muchas ganas de utilizar. Y la familia va creciendo...



Con motivo de las fiestas navideñas Mari Carmen, una compañera del trabajo, que es mi maestra en los amigurumis, decidimos hacer un regalillo al resto de compañeras. Entre otras cosas les tejimos estos muñecos tan graciosos




Había algún modelo más. He de reconocer que los amigurumis de Mari Carmen eran bastante más bonitos que los míos, pero ya os digo, ella ha sido mi maestra y todavía continúa enseñándome truquitos nuevos de vez en cuando.

Justo antes de las vacaciones navideñas en el trabajo hicimos el amigo invisible entre todas las compañeras, y este año, al menos para mí ha sido perfecto. Como mis compis me conocen bien supieron enseguida qué debían regalarme. Mi regalo fue un juego de pequeñas madejitas de algodón para tejer amigurumis y este organizador de agujas, ¿a que es precioso? como veis ya lo tengo en uso...


Yo regalé a mi amiga invisible le regalé una especie de mantita para llevar al cuello a modo de bufanda y esta flor-broche ¿os gusta?


A ella parece que sí le gustó.

Y bueno, las vacaciones transcurrieron bastante tranquilas, ya que mi madre estaba recién operada de la mano, y aunque estuvimos en Valencia prácticamente todo el tiempo, no dejamos de cumplir con todas y cada una de las tradiciones pertinentes. Entre ellas una de las que más me gusta es escuchar el Concierto de Año Nuevo el primer día del año. ¿Podré algún día escucharlo en directo desde el Musikverein de Viena? Bueno, no hay que dejar de tener sueños... de momento me conformaré viéndolo en la televisión, lo cual ya es emocionante.


Y después de esta minicrónica navideña os cuento los proyectos que tengo ahora entre manos:
Estoy tejiendo un kit que me regaló otro amigo invisible, esta vez de la familia. Es de Katia y tiene fines benéficos. Se trata de un cuello tejido a ganchillo que parece ser muy calentado, ya nos lo dirá su próximo dueño. En cuanto esté acabado os enseñaré alguna foto.



También estoy tejiendo otros calcetines, esta vez para Jr, en azul marino, él con 15 años ya no se va con tonterías de colorines o dibujos, jajaja


Estoy tejiendo y deshaciendo, tejiendo y deshaciendo otros calcetines para Elena, que se me han atragantado y he dejado apartados de momento, pero en mi mente están todo el tiempo, porque los colores de la lana son preciosos y estoy deseando verlos terminados.


Y estoy tejiendo un chal precioso con las mismas lanas que tejí la Monsoonstole que ya os enseñé, ¿recordáis?


Por último estoy tejiendo desde hace bastante tiempo esta manta, aprovechando restos de lanas de otras labores, que me encanta, pero para la que nunca saco el tiempo necesario


Pues bien, todas estas labores se amontonan en mi cabeza, y siento la necesidad de ir sacándolas pues detrás vienen muuuuchas más que quieren entrar a formar parte de la lista de "labores pendientes". Y también tenemos proyectos nuevos de los que estoy deseando hablaros en cuanto sea posible, de momento aquí os dejo una pista


Y nada más, con esto os dejo, me voy a disfrutar de una deliciosa merienda con pan casero hecho por mí hace tan solo un rato. ¿Podéis notar lo bien que huele?